Esta entrada la dedico a uno de mis hobbies preferidos: los anuncios y su interpretación.

Los anuncios se convierten en verdaderas “mini películas” que las marcas ponen al servició de la ciudadania, para lanzar un mensaje comercial. Y a veces, este mensaje tiene que ver o mejor dicho, puede ser aprovechado para ser transferido a nuestra realidad profesional o personal.

Este es el caso de esta entrada en que os he subido dos anuncios que nos alertan de la importancia de recoger la máxima información posible de los verdaderos protagonistas de nuestra labor de educar: el alumnado. No hay excusa. Conocerlos a fondo, nos va a permitir acertar de pleno.

La definición de objetivos es desde mi punto de vista, una de las claves para enseñar con intencionalidad. De la misma manera que fijar objetivos en el mundo empresarial es fundamental para obtener beneficios y rentabilizar la inversión realizada, en el mundo de la enseñanza tener claro que es lo que nuestro alumnado puede conseguir al acabar un determinado proceso de enseñanza y aprendizaje es igual de determinante.

Pero no se pueden fijar los objetivos sin realizar antes un buen diagnóstico del contexto en el cual se llevará a cabo el proceso de enseñanza-aprendizaje y en concreto de las características de los aprendices a quién va dirigido.

Estos dos videos nos van a permitir reflexionar sobre este tema. Por pura casualidad, los dos videos son anuncions de una misma marca publicitaria (una famos bebida de cola). En primer lugar, encontraréis un contraejemplo (un ejemplo de malas prácticas) y en segundo lugar, el ejemplo a seguir.

En ambos casos, es necesario hacer la necesaria transferencia: aunque tienen que ver con el futbol de rendimiento, trasladad la “moraleja” al apasionante mundo de la enseñanza de la educación física. Os dejo con ellos.

Contraejemplo: ¿qué pasa si no tenemos en cuenta las características e intereses del alumnado?

Youtube Pepsi Sumo

Ejemplo: en cambio, ¿y si somos capaces de saber con certeza los intereses, motivaciones, cómo aprende, cómo piensa, como es… el alumnado? Pues que el éxito está asegurado.

Youtube Pepsi mundial de Corea

Y para acabar, os lanzo un reto. A ver quién es capaz de encontrar, dentro del acierto de la resolución de la jugada a pelota parada, un punto de “azar” en la intervención del jugador protagonista.

Nosotros como docentes no nos podemos permitir el lujo de dejar una parte tan importante del proceso de enseñanza-aprendizaje en manos de la magia.

Este post ha sido leído por 34 visitantes